31 de marzo de 2008

Premio



Javier me concede este premio bloguero, que no por más que merecido es menos valorado.

Y yo tengo que pasar este testigo, y la elección esta vez es fácil: el premio se lo concedo a Picapiedra Digital, en agradecimiento al tiempo que nos ha dedicado. Sea su retirada temporal o definitiva, ya es mucho lo que tengo que agradecerle. Con un lenguaje franco y llano, ha conducido su bitácora como un verdadero señor, y en más de una ocasión ambas han sonado al unísono para gritar un poco más fuerte ¡JUSTICIA!



Gracias a Javi, a José Manuel, y en general a todos vosotros, que contribuís a ponerle palabras a este mundo que vivimos, para hacerlo un poco más comprensible.

Palabras...

La palabra.

2 comentarios:

josemanuel dijo...

Recojo el premio a título póstumo con la sensación de que has hecho una grandiosa elección. ja ja ja.
Bromas aparte -o no tan broma- estoy muy orgulloso de como el blog fue derivando hacia asuntos de calado social y me permitió aportar mi granito de arena para reivindicar un poco de cordura y sensatez. Habrá quien pueda pensar que mi enfoque es erróneo, pero es que no tengo otro.
También estoy muy orgulloso de las relaciones que se han ido forjando alrededor del blog, y ese es un patrimonio que tengo la intención de mantener y seguir cultivando. Porque al final de todo, es lo que nos llevamos por delante.
Un nuevo abrazo y tú sigue escribiendo tus reflexiones que yo no andaré muy lejos ;-)

Campurriana dijo...

Bonitas palabras.
Hoy me voy a la cama más feliz...
:)